Navidad en Brikum

En Brikum amamos la Navidad, por eso queremos que nuestros clientes, ya sean amantes del bricolaje o jardinería, o aquellos que quieren productos para el hogar, puedan disfrutar de grandes ofertas navideñas tanto para consumo propio como para regalar a quien desee, un amplio abanico de posibilidades para terminar de disfrutar como se debe la Navidad.

En nuestra tienda online puedes comprar una gran variedad de amoladoras, atornilladores, taladros, martillos, sierras, lijadoras, fresadoras, compresores, herramientas multifunción, sets de herramientas y herramientas de jardinería de las mejores marcas del mercado: Black+Decker, Makita, Dewalt, Rubi, Worx, Facom, Skil, Stanley o Garland.

La Navidad es una época de andar por casa con la familia, por eso en Brikum, especialmente en Navidad, lanzamos varias ofertas destinadas para el hogar donde podréis ver la preciosa gama de pequeños electrodomésticos de la marca Smeg para poder hacer unos batidos, unos pasteles y unos zumos que todos tus invitados van a ¡FLIPAR!, también mallas decorativas, accesorios de baños y cocina, desde grifos, toalleros, fregaderos, jaboneras, hasta lavabos, inodoros e incluso muebles de lavabo, de las prestigiosas marcas de ambos sectores como Bathco, Grifería Borrás o Ideal Standard. Qué mejor opción que regalar felicidad, regalando un lavabo nuevo.

Además disponemos de utensilios de aspiración y limpieza para el hogar tales como aspiradoras sin cables de Black+Decker y limpiadoras de vapor o limpiacristales de la marca Karcher, para que dejes la casa impecable para todos tus invitados con gran facilidad.

Encuentra las herramientas perfectas para todos tus proyectos o cuidados a precios imbatibles. Nuestra tienda online está preparada para cubrir las necesidades hasta de los profesionales más exigentes.

¿Tienes dudas sobre el evento?

Para responderles cualquier duda sobre el evento puede contactar con nosotros vía WhatsApp, correo electrónico a ventas@brikum.com o llamando al 676 312 922.

Y ahora, un poco de historia...

¿Cómo empezó todo?

Cuenta la leyenda que un barco lleno de inmigrantes europeos llegó al puerto de Nueva York donde llevaba una figura de San Nicolás esculpida en la proa, porque su capitán así lo indicó. Entonces se dice que la noche del 24 de diciembre, nochebuena, de hoy en día, la figura de San Nicolás cobró vida y voló por encima de todas las casas para llevar regalos a los niños.

También podemos encontrar la historia de un hombre llamado Nicolás, donde este era un sacerdote que heredó una gran fortuna de sus padres y como quería mucho a los niños pequeños pensó que la mejor forma de invertir ese dinero heredado era haciéndoles regalos. El modo en que lo hacía era bajando por la chimenea de las casas por las noches para que así estos no le descubrieran y tuvieran la gran sorpresa el día siguiente al encontrarse todos esos regalos para ellos. 

Nunca se ha sabido con certeza qué historias son reales, así que lo único que podemos hacer es disfrutar de la inocencia de los pequeños de casa y sus grandes sonrisas al abrir todos los regalos, y de algún que otro no tan pequeño también.

La Navidad de hoy en día

Desde ya hace tiempo la Navidad no tiene la misma tradición religiosa que antes, simplemente se ha convertido en una celebración de convivencia familiar, donde se dan regalos unos entre otros. Y se conoce que Papa Noel viene del polo norte con su mujer Mama Noel, y unos duendes le ayudan a fabricar los juguetes que después serán distribuidos por las casas de los niños la noche de navidad, el 24 de diciembre, por Papá Noel acompañado de sus renos y bajará por la chimenea para dejarlos debajo del árbol. 

A partir del siglo XIX es cuando la Navidad empieza a popularizarse con el carácter que tiene hoy día, pues en este siglo se popularizó la costumbre del intercambio de regalos, se creó a Santa Claus y el hábito de regalar tarjetas de Navidad.

Exactamente fue en 1931 en Estados Unidos cuando una gran marca conocida de refrescos, Coca-Cola, encargó al caricaturista conocido como Thomas Nast que dibujase a un Papá Noel más humano y que transmitiera una imagen más cercana y alegre para su campaña navideña. De aquí que el Papa Noel que conocemos ahora sea un hombre gordo, vestido de rojo, con unas botas negras y una barba muy pronunciada de color blanco.

Todo esto consiguió, que además de ser un personaje de la Navidad, Papá Noel se convirtiera en una marca publicitaria, que garantiza el éxito a las marcas que quisieran llamar la atención a los niños con sus productos. También podemos ver que se utiliza como reclamo navideño para las zonas urbanas.

Este sitio utiliza cookies. Continuando con la navegación estarás dando el consentimiento para poder utilizar estas  cookies. Para más información, visita nuestro Aviso legal y la Política de cookies